Caballeros 1

miércoles, 25 de abril de 2018

Examen 3ª evaluación.


Cada pregunta va le DOS PUNTOS.
1.-Realiza un comentario crítico sobre el siguiente texto de García Márquez.
La lengua española tiene que prepararse para un oficio grande en ese porvenir sin fronteras. Es un derecho histórico. No por su prepotencia económica, como otras lenguas hasta hoy, sino por su vitalidad, su dinámica creativa, su vasta experiencia cultural, su rapidez y su fuerza de expansión, en un ámbito propio de 19 millones de kilómetros cuadrados y 400 millones de hablantes al terminar este siglo. Con razón un maestro de letras hispánicas en Estados Unidos ha dicho que sus horas de clase se le van en servir de intérprete entre latinoamericanos de distintos países. Llama la atención que el verbo pasar tenga 54 significados, mientras en la República de Ecuador tienen 105 nombres para el órgano sexual masculino, y en cambio la palabra condoliente, que se explica por sí sola, y que tanta falta nos hace, aún no se ha inventado. A un joven periodista francés lo deslumbran los hallazgos poéticos que encuentra a cada paso en nuestra vida doméstica. Que un niño desvelado por el balido intermitente y triste de un cordero dijo: «Parece un faro». Que una vivandera de la Guajira colombiana rechazó un cocimiento de toronjil porque le supo a Viernes Santo. Que don Sebastián de Covarrubias, en su diccionario memorable, nos dejó escrito de su puño y letra que el amarillo es «la color» de los enamorados. ¿Cuántas veces no hemos probado nosotros mismos un café que sabe a ventana, un pan que sabe a rincón, una cerveza que sabe a beso?
Son pruebas al canto de la inteligencia de una lengua que desde hace tiempo no cabe en su pellejo. Pero nuestra contribución no debería ser la de meterla en cintura, sino al contrario, liberarla de sus fierros normativos para que entre en el siglo venturo como Pedro por su casa. En ese sentido me atrevería a sugerir ante esta sabia audiencia que simplifiquemos la gramática antes de que la gramática termine por simplificarnos a nosotros. Humanicemos sus leyes, aprendamos de las lenguas indígenas a las que tanto debemos lo mucho que tienen todavía para enseñarnos y enriquecernos, asimilemos pronto y bien los neologismos técnicos y científicos antes de que se nos infiltren sin digerir, negociemos de buen corazón con los gerundios bárbaros, los qués endémicos, el dequeísmo parasitario, y devuélvamos al subjuntivo presente el esplendor de sus esdrújulas: váyamos en vez de vayamos, cántemos en vez de cantemos, o el armonioso muéramos en vez del siniestro muramosJubilemos la ortografía, terror del ser humano desde la cuna: enterremos las haches rupestres, firmemos un tratado de límites entre la ge y jota, y pongamos más uso de razón en los acentos escritos, que al fin y al cabo nadie ha de leer lagrima donde diga lágrima ni confundirá revólver con revolver.¿Y qué de nuestra be de burro y nuestra ve de vaca, que los abuelos españoles nos trajeron como si fueran dos y siempre sobra una?
 2.- Relaciona el siguiente texto de Gabriel García Márquéz con la obra narrativa de esta evaluación.
El gran talento del Caribe y creo que es insuperable en el mundo es narrativo, es cómo te cuentan un cuento, cómo saben contar un cuento. Aquí todo te lo vuelven cuento. Te hacen reflexiones, así filosóficas pero derivadas siempre de un acontecimiento que te lo cuentan tal como es. Es un talento narrativo, afortunado además y cuando uno tiene la suerte de captarlo a tiempo y convertirse en una especie de vocero de eso, o de paradigma, es una maravilla. En ninguna otra parte yo hubiera podido escribir lo que he escrito. Esto es robado de la vida real.
 Creo que esto sucede en cualquier parte, más o menos, pero la gente no te lo sabe narrar. Además, hay formaciones culturales que están viendo las cosas y no las pueden aceptar, y no las repiten, porque no pueden creer que eso suceda porque les han enseñado que eso no puede suceder. Y ven una alfombra, una estera que sale volando por ahí y te encuentras aquí con un cardesiano y te dice que no, que quién sabe qué será, porque se sabe que eso no vuela, y en cambio aquí  te cuentan cómo está volando. Te dicen ¿qué pasó? No, que se fue en una alfombra. Pero, ¿cómo que se fue en una estera? No sí, se fue volando. Ok, ya está. Y tú sabes que es verdad, tú no lo discutes, los turistas lo discuten y tratan de tomar fotografías de la estera de nosotros. Una estera volando.
  El  texto procede de una entrevista hecha a Gabo en El Heraldo en 1996 (https://www.elheraldo.co/local/en-el-caribe-el-cuerpo-y-la-mente-se-me-reajustan-gabo-149883)
3.-  Desarrolla mediante un texto expositivo el siguiente tema: Las figuras de Buero Vallejo e Alfonso Sastre en el teatro español posterior a La Guerra Civil. La renovación do teatro.
4.-  Realiza un ESQUEMA sobre la poesía española en las tres décadas posteriores a La Guerra Civil: Miguel Hernández, Blas de Otero, Gil de Biedma.
5.- Ordena autores ,género, período histórico y obras del siguiente cuadro:
Rubén Darío
Narrativa
San Manuel Bueno, mártir.
Generación del 14
Antonio Machado.
Poesía
Dios deseado y deseante
Generación del 27
Pedro Salinas.
Poesía
La voluntad
Generación del 27
Unamuno
Poesía
Poeta en Nueva York
Modernismo
Juan Ramón Jiménez
Narrativa
Campos de Castilla
Generación del 27
Lorca
Teatro
Marinero en tierra.
Generación del 27
Azorín
Poesía
La voz a ti debida
Generación del 98
Alberti
Nivola
Azul
Generación del 98
García Lorca
Poesía
Las Comedias Bárbaras
Generación del 98
Camilo José Cela
Teatro
Yerma
Generación del 27
Cernuda
Poesía
Nanas de la Cebolla
Generación del 98
Valle-Inclán
Poesía
Donde habite el olvido
Epígono del 27
Miguel Delibes
Poesía
Pido la paz y la palabra
Novela pos .39
Blas de Otero
Poesía
La Colmena
Poesía  pos .39
Vargas Llosa
Poesía
Los Santos inocentes
Poesía años 60
Gil de Biedma
Novela
Tiempo de silencio
Narrativa pos. 39
Cortazar
Novela
La tia Julia y el escribidor
Narrativa  años 60
Miguel Hernández
Novela
Que la vida iba en serio
Hispanoamericana
García Márquez
Novela
Rayuela
Hispanoamericana
Martín Santos
Novela.
Cien años de soledad.
Hispanoamericana
Alfonso Sastre
Teatro
Historia de una escalera
Teatro pos .39
Buero Vallejo
Teatro
La taberna fantástica.
Teatro pos. 39

LAURO OLMO
TEATRO
La Camisa
TEATRO POS. 39





































































































domingo, 22 de abril de 2018

Rosaura, del agravio al desagravio.

Calderón es seguramente el escritor español que mejor ha sabido aliar todas las artes, armonizando y coordinando sus recursos -colectivismo estético-. Con certero instinto comprende que el teatro es, fundamentalmente, representación. De ahí la importancia que concede a la escenografía -decorados, vestuario, tramoya y música-. Ingenieros italianos montan soberbios escenarios, en que pintura, escultura y arquitectura ofrecen un festín inigualable a los sentidos. En ese ámbito se integra el espectador, dentro de un espacio continuo del que forma parte activa, no sólo como destinatario, sino como elemento vivo del drama. La escenografía busca realizaciones ilusionistas, aprovechando la utilización de varios planos y los efectos de luz para acentuar la visión de profundidad y la apariencia de realismo.

La herencia que nos ha dejado el teatro de Calderón de la Barca es grandiosa. él nos enseña la responsabilidad con que se ha de oficiar el mester dramático. Nos traza un retrato cabal de la España barroca -pensamientos, valores y costumbres-. Nos demuestra que el arte de Talía es un germen vivo que incide en lo más íntimo de nuestra psique. Nos prueba la necesidad de la estructura y el orden, y el hecho de que no hay teatro en plenitud sino en la escenificación multidimensional de la obra, evitando el reduccionismo de la sola lectura. 

No hables mal de las mujeres
 la más humilde te digo
 que es digna de estimación
 porque al fin, dellas nacimos.
 El alcalde de Zalamea.

 Las mujeres, a quien deben
 primer albergue nativo
 los hombres, y a quien
 los hombres de dos maneras
 han sido tan costosos al nacer
 y al criarse tan prolijos
 ¿hemos de ser despreciadas?
Los privilegios de las mujeres.


SEGISMUNDOROSAURA
Sufren injustamente el pecado de sus padres
Pecado de Basilio: vanidad y credulidadPecado de Clotaldo: miedo a la lujuria
Se refleja en el orgullo y crueldad de SegismundoBasilio y Clotaldo no se han sentido culpables de sus actos, pero los acontecimientos les hacen ver que ellos han desencadenado la injusticia y el deshonorSe refleja en el deshonor de Rosaura  .
Segismundo usa mal su libertad y es castigadoRosaura pone su confianza en los designios de la providencia
El castigo le revela el camino recto y llega a reinarRosaura se encomienda a Segismundo y éste realiza una acción nobleAl casarse con Astolfo recupera el honor

Rosaura viaja a la corte de Polonia vestida de hombre, tras un desengaño amoroso, para vengarse de su ingrato amante Astolfo. A través de sus ojos conocemos a Segismundo, un "bruto" criado en las entrañas de un monte. Un ser en conflicto con el que Rosaura se identifica inmediatamente.




https://nubeplayer.odilotk.es/get/5a422cdbe4b05b5bbe6c37e0




martes, 17 de abril de 2018

Hispanoamericana.

 La narrativa hispanoamericana del siglo XX. 
ƒ Primera etapa. 
Pervivencia del Realismo.
        o Novela regionalista.
        o Novela de la revolución mexicana.
        o Novela social o indigenista.

ƒ Segunda etapa.
 El “Realismo mágico”.
 A partir de 1940 −con algunos precedentes− se observa un cansancio de la novela realista. No es que desaparezcan los temas cultivados hasta entonces, pero se pasará a tratarlos con procedimientos distintos y aparecerán también nuevos temas. Precisemos algunos aspectos de esta renovación: a) Aspectos formales: En el terreno de la estética, se notará un mayor cuidado constructivo y estilístico. Los autores atenderán a las técnicas narrativas aportadas por los grandes novelistas del siglo XX, como Joyce o Proust, aunque por proximidad geográfica, estos novelistas se fijan mucho en las aportaciones que habían traído a la novela los novelistas de la llamada “Lost Generation” norteamericana, especialmente Hemingway y Faulkner. Entre esas nuevas técnicas narrativas, debemos recordar el monólogo interior, la reducción temporal, el flash-back, el estilo indirecto libre o la narración multiperspectivista. Por otra parte, se asimilan elementos irracionales y oníricos procedentes del Surrealismo. b) Aspectos temáticos: entre los temas nuevos destaca el interés por el mundo urbano, frente al mundo rural de la novela realista y de la tierra. Se dará cabida a los más variados problemas humanos o existenciales, junto a las realidades inmediatas. Se plantean los grandes problemas del ser humano en la sociedad contemporánea, enraizados en la situación de Hispanoamérica. La visión, en general, es bastante pesimista. Pero, sin duda, la revolución temática viene dada por la irrupción de la imaginación y de lo fantástico. Estos rasgos, iniciados en los años 40, se prolongarán durante los decenios siguientes en la obra de nuevos novelistas
en esta línea podríamos "clasificar" a Jorge Luis Borges (1899-1986)  que es también representante de la llamada narrativa metafísica que se caracteriza por la preocupación por problemas trascendentes. Participó en la vanguardia ultraísta española y americana, como hemos visto en el punto 2.3.2, pero se le considera también un escritor de fama mundial por sus relatos breves, agrupados en Historia universal de la infamia, Ficciones, El Aleph, o El libro de  arena. En sus cuentos, son constantes la presencia de mitos clásicos, las referencias literarias, el uso de símbolos (tigre, espejo, biblioteca, laberinto...) que ponen al lector ante insólitos ejercicios intelectuales. En cuanto a los temas fundamentales de su narrativa, predominan el mundo como laberinto, el destino incierto de los seres humanos, la muerte y el tiempo cíclico. En sus obras introduce, además, el humor y la ironía como interpretación del mundo, al tiempo que propone una lectura sutil de las paradojas y juegos con la historia de la literatura.

ƒ Tercera etapa.
 “Boom” de la literatura hispanoamericana. 
La década de los sesenta supone para la novela hispanoamericana una etapa de máximo esplendor. Con el término onomatopéyico ”boom” se traduce el asombro, e incluso el desprecio, que produjo en los ámbitos literarios tradicionales el enorme éxito y la difusión masiva de la narrativa hispanoamericana no sólo de esta década, sino también de las anteriores. Así, entre 1961 y 1962 se publican, por ejemplo, La muerte de Artemio Cruz de Carlos Fuentes, Rayuela de Cortázar o La ciudad y los perros de Vargas Llosa; en 1967, llegaba Cien años de soledad de García Márquez.
 innovaciones señaladas en el apartado anterior, de tal modo que la frontera entre algunos de aquellos autores y éstos puede parecer arbitraria. En cualquier caso, es evidente que los nuevos novelistas llevan tales innovaciones a sus últimas consecuencias, a la par que enriquecen incluso la novela con nuevos recursos:
 a) Aumenta la dosis de elementos fantásticos. Un buen ejemplo pueden ser los cuentos de Julio Cortázar y las novelas de García Márquez, en donde la integración de lo real y lo fantástico constituye uno de los rasgos más importantes.
 b) Renovación de la técnica narrativa. La posición del autor y el punto de vista. Con un punto de vista múltiple: se enfoca la historia desde diferentes personajes (caleidoscopio). Asimismo, puede aparecer el autor como una cámara cinematográfica que tan solo cuenta lo que ve. Es un testigo imparcial y solo se puede conocer a los seres desde fuera. La técnica que se utiliza es la behaviorista. Destaca, sobre todo, una obra: Rayuela de Cortázar y su famoso tablero de capítulos.
 c) El tratamiento de la anécdota. Hay una serie de tendencias de la novela contemporánea que relegan el argumento a un plano secundario y hasta prescinden de la acción. La historia llega a desaparecer y se sustituye por una aglomeración de sucesos y ambientes.
d) Procedimientos de estructuración. Con respecto a la estructura externa, podemos decir que se eliminan los capítulos tradicionales y se introducen las secuencias separadas por espacios en blanco sin numerar. En cuanto a la estructura interna, ésta no respeta la linealidad tradicional, sino que utiliza la estructura de contrapunto (que consiste en presentar varias historias que se combinan y alternan), o bien las obras se caracterizan por el desorden cronológico.
e) Personajes. Pierden su definición habitual, casi no nos reflejan cómo son y el autor nos ofrece pequeños rasgos de cada uno de ellos, dando paso al personaje colectivo.
 f) Diálogos y monólogos. Se reduce el papel del diálogo en favor del estilo indirecto libre y del monólogo interior.
g) Renovación estilística. Tendencia a borrar el límite entre prosa y verso: el lenguaje poético entra en la novela enriqueciéndola. Encontramos también ausencia de puntuación, diferentes tipos de letras, inserción de grabados y esquemas, letras distribuidas en columnas, invención de palabras…
h) La nueva novela y el lector Estas técnicas ofrecen muchas posibilidades al lector, al que se le exigen nuevas formas de lectura. No puede ser un lector pasivo, sino activo, pues a veces tiene que recomponer la historia. En palabras de Cortázar, es un “lector cómplice”. Entre los autores más representativos de los años sesenta del “boom” están:
 Julio Cortázar (1914-1984). Narrador argentino, considerado el maestro de la narrativa breve, junto con Borges. En su obra, lo fantástico se incluye en lo cotidiano para mostrar la complejidad de la existencia. Su realismo mágico es deudor también de las vanguardias y del surrealismo. Entre sus cuentos destacan Bestiario , En Historias de cronopios y famas (1962) caricaturiza la sociedad actual: los cronopios son libres y abiertos, mientras que las famas se caracterizan por ser conservadoras y aburridas. Con su novela Rayuela, rompe con los moldes técnicos y experimenta con una doble lectura: la convencional y otra que propone ir saltando determinados capítulos, tal y como Cortázar advierte en el Tablero de dirección de su obra: “a su manera este libro es muchos libros”.
Gabriel García Márquez (1928). Premio Nobel de literatura en 1982 como reconocimiento a sus novelas y a sus cuentos. Es un escritor que se caracteriza por la imaginación y la especial mezcla que hace de lo real, lo imaginario, el mito y la historia. En sus relatos breves se advierten algunas características de su obra posterior: capacidad narrativa, mezcla de lo real e imaginario, fusión del mito y de la Historia, etc. Su obra cumbre es Cien años de soledad, que cuenta la historia de una familia Buendía durante seis generaciones y del mundo que les rodea, Macondo, lugar mítico en el que lo real se trasmuta y adquiere tintes legendarios, rayando en la maravilla, mientras que lo extraordinario e inverosímil se contempla como un hecho común. Gira en torno a dos temas fundamentales: el tiempo y la soledad. Por un lado, aparece un tiempo cíclico; los hechos parece que se repiten como los fenómenos naturales, los mismos nombres de los protagonistas así lo muestran: consisten en una interminable lista de José Arcadios y Aurelianos; y, por otro lado, aparece un tiempo histórico, cronológico, a través del que se narra la historia de Macondo. Otras obras destacadas suyas son Relato de un náufrago, El otoño del patriarca, Crónica de una muerte anunciada, El amor en los tiempos del cólera .
 Mario Vargas Llosa (1936). Narra desde una perspectiva realista, que se aparta, por tanto, del realismo mágico, pero no desdeña la utilización de técnicas novelescas innovadoras como la pluralidad de puntos de vista, la mezcla de historias o la ruptura de la cronología del relato. Su obra más importante de la década es La ciudad y los perros, ambientada en un colegio militar de Perú, en el que el propio Vargas Llosa estuvo como alumno. En esta novela se satiriza el mundo cerrado y violento de la institución militar; hay multiplicidad de puntos de vista: se combina la perspectiva del Jaguar (que cuenta su vida) con la del Boa (una especie de voz de conciencia que mediante la técnica del 'monólogo interior del fluir de la conciencia' expresa reflexiones) y la de Alberto (el poeta); además, un narrador omnisciente relata la vida de oficiales y cadetes. Otras novelas son: Pantaleón y las visitadoras, La tía Julia y el escribidor, y las recientes Las travesuras de una niña mala, (2006) y El viaje a la ficción (2008).